Las razones por las que el Real Madrid regatea el ERTE

“Nuestros partidos no están cancelados, están aplazados. Hay cosas que se pueden hacer en el calendario internacional que harían posible que terminara la temporada si las cosas se despejan de aquí a abril. Si acabamos jugando toda la temporada, entonces el impacto económico va a ser sustancialmente mitigado”, relata Dave Hopkinson, Director Global de Patrocinios del Real Madrid, en una reciente entrevista en Glory Media. “Igual vemos un cambio de comportamiento en las personas y que tarden un tiempo en volver a un estadio de 80.000 personas como el Bernabéu. Pero estaremos bien. Si el balance esta temporada sale negativo va a ser duro. Tendremos un impacto con los aficionados, no tendremos el dinero de las entradas, un impacto con los patrocinadores que a lo mejor buscan una devolución de parte del dinero de sus contratos o buscan hacer ciertos ajustes. Estás en un mundo muy complicado si tu negocio echa el cierre y las oportunidades de generar beneficio de están perdiendo continuamente estos días. ¿Aplazamiento en el calendario? Estaremos bien. ¿No aplazamiento en el calendario? No estaremos bien”. El coronavirus ha llevado a los clubes a una situación límite y el Madrid no es una excepción.

De momento, al contrario de lo que ha sucedido en clubes como el Barcelona, el Espanyol o el Atlético, el Real Madrid ha deslizado que no necesitará del ERTE para estabilizar su situación económica. Todo, esperando que, como ha afirmado Rubiales, las competiciones domésticas puedan acabar aunque sea entrado el verano. La entidad blanca tiene la capacidad de amortiguar el impacto de la crisis del coronavirus por sus cuentas sólidas. En los últimos diez años (desde 2009, cuando Florentino Pérez volvió a la presidencia) ha acumulado un beneficio neto de 324 millones de euros. Una tras otra, todas las cuentas han arrojado un saldo positivo.

El colchón del Real Madrid es mullido, pero no hay que perder la perspectiva de que, al ser un club deportivo (como el Barça, el Athletic u Osasuna) es la junta directiva quien responde de manera mancomunada de las posibles pérdidas en la cuenta de resultados. Lo establece así la Ley del deporte y es lo que ha llevado a Bartomeu a querer recortar un 70% los sueldos de su plantilla mientras dure el Estado de Alarma. En el caso del Madrid, el aval de 75 millones de euros que puso la junta directiva de Florentino Pérez para las elecciones de 2009 (el 15% del presupuesto de aquel momento) se levantó cuando se alcanzaron beneficios por el mismo importe. Pero, si vuelven los números rojos…

Hay algo que el Real Madrid ha cuidado mucho en esta última década y que le permite sobrevivir ahora. Es lo que la ECA (Asociación de Clubes Europeos) llama Ratio de Eficiencia. El Ratio de Eficiencia es el porcentaje de los sueldos totales de los trabajadores de la entidad (en el caso del Madrid hay más de 800) con respecto al total de los ingresos de explotación (antes de enajenación de inmovilizado). La ECA recomienda que no supere el 70%. Según las últimas cuentas aprobadas en el Madrid (las de la 2018-19) ese ratio es del 52%, un dato espectacular. La masa salarial total es de 394 millones y los ingresos de explotación de 757 millones. De esos 394 millones de masa salarial total, 283 corresponden a los sueldos de cuerpo técnico y jugadores de la primera plantilla.

Este es el motivo, el ratio tan bajo del 52%, por el que el Madrid no va a acusar (siempre que la competición termine, como dice Hopkinson) el primer impacto de la crisis del coronavirus. Sirviendo de comparativa, en la 2018-19 en el Barcelona este Ratio de Eficiencia se ha disparado al 68% según se desprende de la memoria del club: 541M€ de masa salarial total (427 para la primera plantilla) y unos ingresos ordinarios de explotación de 836 (que el club blaugrana incrementa a 990 porque incluye los traspasos de jugadores). Los salarios son una losa para el Barça. En el Madrid, los que más cobran son Ramos, y Bale, ambos 14,5 millones netos. En el Barça hay tres jugadores. Messi, Luis Suárez y Griezmann, que superan considerablemente esa cifra.

En Europa ya hay ejemplos de grandes clubes cuyas plantillas se están teniendo que acomodar a la nueva situación. En Alemania, por ejemplo, son los propios jugadores de Bayern y Schalke los que se ofrecieron a cobrar un 30% menos mientras el fútbol esté parado. En España empieza el rosario de clubes que se acogen al ERTE. Incluso Al Khelaifi ya ha dicho en París que en el PSG habrá rebajas de salarios… De momento, el Real Madrid sobrevive a la crisis.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies